Boda // Lupita & Edwin

Boda // Lupita & Edwin

El día hacía un clima bastante agradable para ser una tarde de primavera. Llegamos al hotel, nos registramos y pasamos a buscar la habitación de Edwin. Tocamos a la puerta y ésta se abrió – “Pasen” – nos dijo Edwin con una sonrisa. Él nos ya nos esperaba al igual que su Padre, su hermano y un par de amigos.

Comenzamos a platicar sobre lo rápido que habían pasado las últimas semanas, recordando cuando fuimos a Lagos de Moreno y el Edén los Sabinos; y allí estábamos una vez más. Nos invitó una bebida y con gusto aceptamos.

De un momento a otro, Edwin terminó de alistarse. Ver como él recibía ayuda de su Padre fue sumamente emotivo para mi y aquel momento quedó sellado con un emotivo abrazo y la bendición de un Padre a su hijo.

Teníamos que regresar con Lupita. Minutos antes habíamos estado en su habitación, tomando a detalle su vestido y accesorios que portaría ese día pero no habíamos conseguido fotografiarla.

Llegamos a su casa. A Lupita no la habíamos visto con su vestido puesto. Se veía guapísima. Su bella mamá pasó a ayudarla con unos aretes, sus hermanos a desearle la mejor de las suertes y por último su papá, al igual que nosotros, él no la había visto con su vestido puesto… fue un momento especial para los dos… las relaciones Padre e hija siempre son especiales.

En la Sesión de Fotos Formales, familia cercana y amigos acompañaron a la joven pareja. Se respiraba un ambiente de suma felicidades. Llegó el momento que Edwin arribó a la Hacienda. Organizamos el encuentro. Lupita y Edwin espalda contra espalda. Aún recuerdo la expresión de Lupita antes de ver a Edwin, emocionada por ver a su futuro compañero de vida.

Hicimos la cuenta regresiva… “3… 2… 1…” Se voltearon, su mirada de asombro era evidente y los dos comenzaron a caminar el uno hacia el otro, bosquejaban una enorme sonrisa de oreja a oreja. No encuentro palabras para describir la emoción que proyectaban. ¡Qué felicidad!

Un noviazgo de 7 años se sellaría con una emotiva y bonita Ceremonia Religiosa. Los dos se juraron amor eterno ante las leyes de Dios. Durante el enlace nupcial, Lupita y Edwin no dejaban de mirarse, una mirada de complicidad, sólo ellos saben que tantas cosas se decían en secreto pero reían, reían mucho y su mirada irradiaba mucho amor.
Lupita y Edwin, Jackie y yo les agradecemos de corazón el haber compartido tan importante fecha con nosotros. Les deseamos que el amor y bienestar estén presentes siempre en su hogar.

#Eric
#Márquez
#EricMárquez
#Fotógrafo
#Aguascalientes
#México
#Boda
#Wedding

Recent Posts

Be First to Comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *